PET SOUNDS The Beach Boys (Capitol, 1966)

The Pet Sounds SessionsHoy se cumplen cincuenta años de Pet Sounds (Capitol, 1966), uno de mis discos favoritos. En este breve texto no voy a analizar la importancia del álbum, ni lo que ha significado para la historia del pop; creo que a lo largo de estos días saldrán infinidad de artículos, reseñas y estudios sobre él. En estas cuatro líneas tan solo quiero ser capaz de expresar lo que significan estas trece canciones para mí. Cuando me siento vulnerable suelo perderme entre sus complejas armonías, me refugio en su belleza melódica o me dedico a explorar sus abundantes matices sonoros.

Tardé en llegar a él y no fue una revelación inmediata. En un primer momento me pareció algo similar a una colección de villancicos infernales pero sirvió para despojarme de la idea que tenía acerca de los Beach Boys, esa imagen errónea de frívolos surfistas felices. Descubrí en su lugar a un tipo con una tremenda sensibilidad y un personaje que me despierta mucha ternura. Y es que Pet Sounds es Brian Wilson. En el disco, más allá de exhibir su mejor faceta de compositor, arreglista, productor y vocalista, asistimos a uno de sus últimos momentos de cordura. La fragilidad emocional de Brian, junto a fugaces trazos de paranoia, es lo que define el tono del álbum. Suelo sentir lástima por Brian Wilson. Y digo lástima, algo que, probablemente, no me dignifica. Escuchar Pet Sounds, más allá de haberme podido reconocer en lo que canta, me hace sentir muy cerca de él. Me entristece la enorme factura que ha pagado por su locura, consecuencia de su descomunal libertad creativa y del abuso de sustancias psicotrópicas.

Nunca podré agradecer lo suficiente a Dashiell y a Cristian que compartieran conmigo su entusiasmo por el disco en aquellos tiempos universitarios. No os quedéis solo con Pet Sounds. Disfrutad de los Beach Boys, de los hits de su etapa alegre y festiva y de álbumes como Summer Days (And Summer Nights!!) o Today!, presagio de la dirección que iban a tomar, o de Smile, Wild Honey o Friends, intentos por parte de Brian de mantener el nivel de Pet Sounds.

Pet Sounds o una experiencia emocional en treinta y seis minutos. Bendita locura.

Adjunto un mix que he realizado para la ocasión. El título lo dice todo: The Making of Pet Sounds (Creating a Masterpiece), una reproducción de lo que bien podría ser el proceso de creación del undécimo disco de los Beach Boys. La mayoría del material parte del maravilloso boxset The Pet Sounds Sessions (Capitol, 1997) y de bootlegs como los extensos Unsurpassed Masters. He editado los temas, añadiendo detalles, fragmentos y elementos sonoros, buscando algo parecido a un diario de aquellas sesiones de estudio que he decidido ordenar siguiendo el tracklist del álbum original.

CiYRje9VAAEn4bm

Anuncios

Acerca de cY

amb i grega, dièresi i acabat en zeta

  1. JackB

    That’s so dope, man!

    Me gusta

  2. Sonia

    Magnífic!!!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: